mié. Sep 23rd, 2020

Para el 2022 proyectan iniciar último tramo de 15,5 km de la ruta Yendegaia en Tierra del Fuego

#Tierradelfuego #Chile #Yendegaia #Rutas
Para el 2022 proyectan iniciar último tramo de 15,5 km de la ruta Yendegaia en Tierra del Fuego.

A pesar de todo lo que ha revolucionado esta pandemia en el país, las obras de construcción de la ruta que permitirá conectar al Canal Beagle, desde isla Tierra del Fuego, avanza abriéndose en medio de una topografía agreste, compleja, marcada por suelos rocosos de abruptos cortes y densas masas de bosques por donde habita abundante fauna y aves como halcones, cóndores y pájaros carpinteros.

Es la ruta a bahía Yendegaia que desde 1994 el Cuerpo Militar del Trabajo construye en sucesivos convenios suscritos con el Estado a través del Ministerio de Obras Públicas.

La obra permitirá en 2026 llegar por camino de tierra a través del lado chileno de isla Tierra del Fuego hasta las orillas de Caleta 2 de Mayo y cruzar el Canal Beagle en ferry a isla Navarino. Se acortarán ostensiblemente las 37 horas de navegación que implica hoy viajar vía marítima desde Punta Arenas a Puerto Williams.

El jefe nacional del CMT, coronel Jorge Maldonado, señala desde Santiago que hoy las obras presentan un 55% de avance con dos frentes de trabajo: en el lado norte, desde lago Fagnano (que comenzó en el kilómetro 77,40), los trabajos ya están al interior del parque Yendegaia en el kilómetro 86,5 y debe llegar hasta los 93,50 kms. Mientras que en el frente sur, desde Caleta 2 de Mayo, en bahía Yendegaia, las faenas se internan hacia el norte y hoy están en el kilómetro 126. Estas comenzaron en septiembre de 2017 en el kilómetro 139.

A la fecha se han entregado, del proyecto Estancia Vicuña- Bahía Yendegaia, un total de 77,40 km de camino en el troncal principal y otros 12 km de camino en el ramal Caleta María que conecta a bahía Almirantazgo. “El avance en la construcción del camino es de 3,6 km por año, aproximadamente”, grafica el coronel Maldonado.

Destaca que ni la pandemia ha detenido los trabajos en la isla fueguina. Solo en abril se prescindió del traslado de topógrafos, constructores civiles e inspectores, todos profesionales civiles, quienes en mayo retomaron sus funciones.

Trabajan 50 personas en el frente norte y 40 lo hacen en el frente sur con roles de 40 días de trabajo y 20 de descanso.

Un terreno más complicado por la morfología ha sido en el lado norte desde el lago Fagnano y hoy las faenas ya están en el parque Yendegaia para ascender hacia los faldeos de la cordillera Darwin.

El coronel Maldonado prevé que, si todo va bien, el año 2022 será el periodo en el que debieran concluir las faenas en ambos frentes y sólo quedaría iniciar el último tramo en plena cordillera.

Ultimo tramo

Pablo Rendoll, secretario regional ministerial de Obras Públicas, explica que ya están terminados los estudios de ingeniería para la última etapa de la ruta que contempla un trazado de 15,5 kilómetros. Será el tramo final que comunicará el valle Lapataia con el cordón central de la cordillera Darwin. “Seguramente será una de las etapas más complejas a trabajar porque las faenas se concentrarán en la montaña”, acota.

Rendoll explica que como están en un punto intermedio deben esperar que se terminen las faenas en algunos de los dos tramos previsto para 2022. “El convenio debiera suscribirse en 2021 e iniciar las obras del tramo final en 2022”, dice.

Se prevé que la fase final demandará una inversión cercana a los $39 mil millones con fondos sectoriales del Mop. Todo debería estar terminado entre los años 2025 y 2026.

Traslado de campamento Fagnano

Paralelamente el Cuerpo Militar del Trabajo construye el futuro campamento que reemplazará al del lago Fagnano situado junto al río Azopardo a la altura del kilómetro 77.

El coronel Maldonado explica que ya se instalan los módulos habitacionales que tendrán capacidad para albergar a 70 personas. Después vendrá la etapa de instalaciones de redes sanitarias y eléctricas.

Este nuevo campamento se ubica a la altura del kilómetro 83 del tramo norte, a los pies de la cordillera Darwin. Estiman que podrán trasladarse a las nuevas instalaciones en el segundo semestre del presente año.

En cuanto a la diaria convivencia entre las obras y el cuidado por el medio ambiente, el coronel Maldonado señala: “Como estamos trabajando en el parque Yendegaia tenemos una resolución de calificación ambiental que nos obliga a tomar resguardos ante la aparición de posibles sitios arqueológicos”.

Así ocurrió el año pasado donde por un tiempo prolongado no pudieron avanzar en un tramo del frente norte hasta que no se aclarara si unos conchales aparecidos en la ladera de un cerro eran o no de pasado arqueológico.

El jefe nacional del CMT señala que en el frente sur desde Caleta 2 de Mayo aparecieron diferentes conchales en los primeros 20 kilómetros de trazado. Además, deben adoptar los resguardos de la flora y fauna existente en el parque, como también evitar realizar tronaduras con explosivos en determinados horarios para no afectar el hábitat de aves como el pájaro carpintero.

“Han surgido sitios arqueológicos, pero no se ha producido paralización de obras, pero hemos debido señalizar el lugar, realizar las modificaciones requeridas en el trazado original para resguardar el patrimonio arqueológico. Para ello también hay una coordinación con el Mop que está controlando como realizamos el trabajo”, afirma el oficial.

Fuente :LPA.

Spread the love

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *